COMO SUPERÉ LA DEPRESIÓN Y ME ENCONTRÉ CONMIGO MISMA

HOLA SOY MARÍA JOSÉ Y QUIERO COMPARTIR CONTIGO LA CARTA DE APOYO QUE ME ESCRIBÍ A MI MISMA. UNA CARTA QUE REVELA COMO RECUPERÉ MI ESENCIA, ME RECONSTRUÍ Y PUDE ELEGIR MI VIDA. UNA CARTA A MI YO DEL PASADO, LA QUE LA GENTE VEÍA POR LA CALLE PERO YO NO RECONOCÍA, LA QUE AHORA MIRO EN EL ESPEJO Y SIENTO LIBRE. LA QUE AHORA CON VARIOS KILOS MENOS SIENTO MÁS YO QUE NUNCA.

Este ejercicio fue una de las tareas que le propuse a María José y nunca olvidaré la mirada que me devolvió. Esos ojos llenos de emoción y lágrimas que decían que era el momento de honrarse a sí misma y de vivir su propia vida. Una mirada que nos encogía el corazón a ambas porque lo había conseguido. Su cambio físico con una gran pérdida de peso y un mirarse y gustarse en el espejo venía por ese gran cambio interno. Ahora dejaba de sobrevivir y empezaba a vivir de verdad.

Por María José R.

«CARTA A MI YO DEL PASADO»

Ese estado en el que te encuentras pasará. Ahora todo se ve negro, no ves salida, no ves forma de volver a sonreír, de disfrutar, de ilusionarte. De que no se despierten sensaciones nuevas, solo los miedos y la incertidumbre, y que piensas que llevas mal casi un año, con las idas y venidas.

Pero de repente, sin planear y sin pensar, vuelvo a ser yo. Con mis bromas, con mis cachondeos, con mi energía, con mi buen humor, con mis payasadas, con mi luz. Te diría que paciencia, que todo a su debido tiempo llega más tarde o mas temprano. Todo a su debido tiempo llega porque volverás a sentirte querida, deseada. Que romperás esa barrera llamada miedo a que vuelvan a hacerte daño, que te dejarás llevar sin pensarlo tanto y que eso es lo que te dará el empujón de salida para sentirte bien contigo misma. Que en ese instante valorarás lo que mereces y lo que quieres de verdad, y que lo que pasó atrás era lo que tenía que pasar para quererte más cada día, sin culparte más. Paso a paso, a tu ritmo pero sigue así, lo estás haciendo bien!

Esta es la transcripción del ejercicio de María José. Conoce la experiencia de esta y otras guerreras en @calmapsicologia_ y no te pierdas tips y herramientas prácticas para volver a sentirte tú. Un abrazo enorme lleno de energía!

Siente, ámate y vive, y hazlo siempre #encalmayconalma

MI PROCESO TERAPÉUTICO

HOLA SOY ANA Y QUIERO CONTARTE CÓMO ME SENTÍ, COMO ME SENTÍA Y COMO ME SIENTO, PARA APOYARTE EN TU PROCESO TANTO SI HAS DECIDIDO IR A TERAPIA COMO SI NO, PARA QUE TE SIENTAS ACOMPAÑADA.

Cuando planteé este ejercicio a Ana, lo hice para que tomara conciencia de su luz, de su capacidad de autodescubrimiento y de todos los logros que había conseguido. Lo hice para que, ante un mal momento en su vida, su mente no hiciera solo un «antes» y un «después», si no que hubiera un «durante». Lo hice para evitar futuros automachaques y desmotivaciones, y aunque siempre vi su potencial, no pensé que sería de esta forma como lo extrajera por completo. Por eso decidió hacerlo público, por eso decidió abrirse a tí.

Por Ana B.

«En este ejercicio voy a intentar reflejar como me siento pero también como me sentí antes de empezar la terapia:

1.ANTES DE TERAPIA

Ana empezó la terapia porque se veía incapaz de volver a sentir y quererse. Se sentía mal con ella misma y eso hacía que no disfrutara de todo lo bueno que tiene y le rodea. No sabía poner límites a las cosas que le hacían daño y con la etiqueta de «que buena eres» no podía hacer o evitar situaciones que le dolían.

2.DURANTE LA TERAPIA

Ana durante la terapia vuelve a despertar, descubre que hay momentos malos pero que ese momento o situación no es su esencia, ella es un montón de cosas bonitas. Aprende a que hay que quererse, que poner límites no es malo, que pensar en una misma no es egoísta. En terapia Ana aprende que de las cicatrices sacaremos tatuajes preciosos y que una flor, aunque le falten pétalos o esté un poco rota, es una flor.

3.DESPUÉS DE LA TERAPIA

Ana ahora se deja llevar, no quiere ser perfecta, solo quiere ser. Ahora Ana decide y hace cosas por ser ella misma y estar acorde con lo que ella es. Sabe cómo decir las cosas, cuando hay que decirlas y así ella vuelve a sentirse libre. Se quiere, se respeta y puede dar mucho a la gente que quiere sin olvidar que primero ella tiene que tenerlo todo. Pone soluciones a lo que le afecta y aunque no todo esté planeado ella sabe seguir adelante, sabiendo que no todo será bueno aunque lo acabará superando.

*Esta es la trascripción real del ejercicio de Ana, el que esté en tercera persona es parte del ejercicio.

Siente, ámate y vive, y hazlo siempre #encalmayconalma

Conoce la experiencia de Ana y la de otras guerreras en @calmapsicologia_ y no te pierdas tips y herramientas prácticas para volver a sentirte tú!

Un abrazo enorme lleno de energía!